Portada de antigua versión de Revista Libre Pensamiento

martes, 9 de diciembre de 2014

COLLAGE Para Raúl Isman

COLLAGE  Para Raúl Isman
por Rosina Valcárcel
  
Viaje de ánimas
Puedo asir la brisa y tu espíritu
La historia en escombros
Resistir el deseo de no ser clemente
Volver a los 17
A la cantora nocturna
Al día que alucinamos
El aire adolescente
Y las lilas oscuras
Héroes, libros, presagios
Que hoy siguen poblando
La buhardilla de Alejandra Pizarnik

Raúl Isman (Buenos Aires, 1954), lector, profesor, viajero y promotor contestatario de autores latinoamericanos y peruanos en su medio de comunicación, Raúl Isman “El argentino más peruano” llegó al Perú el lunes 1° de diciembre para presentar su primer libro aparecido entre nosotros.

Él ha editado ensayos sobre temáticas históricas, económicas, políticas y sociales. Un controversial libro, Los piquetes de la matanza: de la aparición del movimiento social a la construcción de la unidad popular, y, en ficción Muerte súbita, texto donde examina, con singular creatividad, los efectos mediáticos sobre las noticias.

Con frecuencia nos divisamos a lo lejos a través de la magnífica revista virtual REDACCIÓN POPULAR* (Bueno Aires, octubre, 2007), pues él era (y es) el director dinámico, amén de catedrático de Historia y Economía, y autor de diversas publicaciones en estas disciplinas.

El poeta Julio Carmona -desde Piura- raudo nos presentó por arte de la magia y del e mail, Así, desde el año 2007 el compañero argentino y esta aprendiz, citadinos humanistas, progresistas, vienen cultivando papeles de colegas, amigos, cómplices, en el plano cultural, y, a veces, político. Su labor y pasión por lo que hace nos inspiran aprecio.

La reconocida Revista Redacción Popular tiene en el Perú cuatro colaboradores-corresponsales: Julio Carmona; Manuel Mosquera; Winston Orrillo y Rosina Valcárcel Carnero, quienes con regularidad aportan noticias, creaciones y artículos de interés continental.

INFANCIA

-- Medianamente feliz, desde pequeño pude jugar en la calle, con la pelota, en el barrio industrial, no había tránsito… La lectura fue pasatiempo que me acompañó desde muy niño…y que después desde la adolescencia fue un método de enriquecimiento. Era travieso pero lector recatado. Había muchos chicos que llevaban libros y los devolvían sin haberlos leído del todo. Yo, en cambio, sí. ¿Los libros que me marcaron? Los de aventuras, Tarzán, personaje ficticio creado por Edgar Rice Burroughs, cuya aparición fue en la revista pulp All Story Magazine en octubre de 1912, adaptado ulteriormente como novela Tarzán de los monos y a la que sucedieron veintitrés secuelas, además de haber sido adaptada diversas veces, principalmente en los cómics, en cine y televisión. ¿Recuerdas a Bomba, el niño de la selva? Y a su autor Roy Rockwood, qué relatos. Las aventuras de este personaje fueron  publicadas en casi veinte libros hace 50 años. Corazón: Diario de un niño, obra literaria escrita en 1886  por el escritor y novelista  italiano  Edmundo de Amicis, autor de libros de viajes, fue la que me signó más. El título original en italiano es Cuore (Corazón), y es una de las más leídas a nivel mundial. La obra tuvo éxito y logró 41 ediciones a los dos meses y medio de su edición. Se cuentan en forma de diario, las vivencias de un infante italiano, nacido en Turín, llamado Enrique, en su colegio, con sus compañeros, intercalando cartas de sus padres y cuentos breves (relato mensual). Narra cómo advierte situaciones que le permiten crecer emocionalmente, creo que es un libro pensado para conmover, con imágenes de sacrificio fuertes y en donde se enfatizan los valores familiares humanos, espirituales y patrióticos.  

LIBROS, JUVENTUD Y DESPERTAR DE LA CONCIENCIA POLÍTICA

Tuve precoz vocación por la historia. Estudiaba en colegio primario estatal oficial y paralelamente privado judío, de un sector ligado al Partido Comunista y a la URSS, ahí una maestra me dio un libro de historia: Rebelión de los judíos confinados en gueto de Varsovia. Fue el mayor gueto judío establecido en Europa por la Alemania nazi durante el holocausto, en el contexto de la II Guerra Mundial. Fue instaurado en el centro de la capital polaca entre octubre y noviembre de 1940. En el gueto fueron confinados esencialmente los judíos de Varsovia, así como también de otras regiones de Polonia bajo control alemán. Asimismo fueron internados los judíos desterrados de Alemania y de los diferentes países ocupados por los nazis. Los judíos de diversos modos resistieron a las políticas genocidas de los nazis. Contaban con escaso apoyo de las poblaciones locales debido al antisemitismo y al miedo de ser perjudicados. El resto del mundo, incluso los Estados Unidos, careció de la motivación necesaria para intervenir ante las matanzas en masas. Pero para los judíos mismos, la resistencia era un tema de vida o muerte, o al menos de morir con dignidad.

El 19 de abril de 1943 los habitantes del ghetto de la capital polaca se rebelaron contra los SS alemanes. Después de la invasión de Polonia por los nazis, los judíos habían sido recluidos en ghettos. La palabra ghetto -de origen italiano- viene de "borghetto"; esto es, pequeño burgo o ciudad. Estas pequeñas ciudades, en realidad eran grandes barrios cercados con alambradas de púas, donde millares de personas se hallaban prisioneras de los ocupantes nazis. Prisioneros que, a pesar de todo, trataban de realizar una vida "normal", mientras esperaban el peor de los destinos. Esto no era, ni más ni menos, que la primera fase de aquella "solución final" hitleriana, que -veinte años antes- había anunciado el dictador alemán Adolf Hitler en su libro Mi lucha (en alemán: Mein Kampf), combinando elementos autobiográficos con una exposición de ideas propias de la ideología política del nacional socialismo. La primera edición fue lanzada el 18 de julio de 1925. Tras la dura batalla que tuvo lugar el 8 de mayo, Mordejai Anielevich(pronunciado en castellano: Mordejai Anilewich (1919– 8 de mayo de 1943) fue el comandante de la Organización de Lucha Judía(Żydowska Organizacja Bojowa, en polaco), también conocida como ŻOB, durante el levantamiento del gueto de Varsovia, en la II Guerra Mundial. y el comando supremo de la resistencia se hallaban en el búnker de la calle Mila 18. En el lapso de dos horas los alemanes, que habían rodeado las cinco entradas, combatieron con armas y gases para minar la resistencia. Mordejai luchó hasta que sus fuerzas cedieron, asfixiado por los gases. A fin de no caer vivos, la consigna fue el suicidio. Cuando finalmente ingresaron los alemanes, sólo hallaron 80 combatientes, encabezados por Mordejai Anielewicz... ¡muertos!

Dos semanas antes de su heroico fin, Mordejai había escrito a su lugarteniente, Antek Tzukerman quien se hallaba en el lado "ario" de Varsovia: "El sueño de mi vida se ha cumplido, la autodefensa judía en el ghetto es un hecho, la resistencia judía armada es una realidad. Soy testigo del heroísmo de los sublevados judíos. ¡Esa fue -esa es- la victoria!"

--A mí, me importaron, pues, los libros de historia: universal, moderna, contemporánea y también de Argentina. Un recuerdo en el año 1964, a los veinte años de aquel suceso histórico hicimos una reproducción del monumento de la rebelión de los partisanos del gueto de Varsovia; fue tan conmovedor, ¡tantos muertos…!

LIBROS DEL AUTOR RAÚL ISMAN

Nos desconcertó su primer libro de narración urbana: Muerte súbita, Nuevos Tiempos, Buenos Aires, 2006, que congrega textos en los que se muestra la (re) construcción de un crimen desde el enfoque de los medios de comunicación y al que subtituló como “un relato massmediático”, que resultó lo cardinal del libro y que le permite extender una crítica inflexible a la desinformación y al enmarañamiento de tremendas perspectivas que, las media, brindan para golpear la realidad. Mas, a pesar de ser el primero, y el de más extensión, Muerte súbita, acaso no consiga oscurecer textos nuevos, en los que, para gozo del lector, resplandecen la pillería, el erotismo exuberante, como es el caso del libro reciente.

Cuentos Eróticos para leer en la cama,   amén de “la joda”  y del jolgorio del que está colmado; es un libro, donde R.I. esgrime, ingeniosamente, el habla urbana y, por ello, logra resguardar, vivazmente, nuestra atención, y participar de esa emoción colmada de la vitalidad de su prosa singular. En el Prólogo,  el escritor Winston Orrillo expresa: “Raúl, que hace uso pleno de su condición de demiurgo de lo que nos cuenta, relata muy bien (él es narrador omnisciente en todo momento), mantiene el suspenso donde se debe: todo para conducir al lector hacia el goce pleno de situaciones y palabras que son planteadas con pleno conocimiento de causa. Y uno de esos elementos es la sorpresa, patente en el desenlace de Andrea…de modo tal que llegamos al hallazgo de la inmunda alimaña (la rata) con su peso específico cabal como causante de la esquizofrenia de aquélla” (1). Cuentos eróticos para leer en la cama, Capulí, Lima, 2014, del conocido escritor argentino y periodista Isman, es una selección de un volumen mayor que, con el mismo nombre, viene logrando aceptación y aplausos. En la obra, aunque con ciertos matices machistas, el autor, se mueve con la forma, la sutileza y el humor preciso para no anclar en esa pendiente a la que tantos son propensos, es decir lo fácil, lo porno, lo vulgar. La calidad de este libro lucha y alcanza expresar arte con el que el autor, exaltado, seductor y optimista, narra. Cuentos eróticos tuvo cinco ritos de presentación en Lima, gracias al impulso de Winston Orrillo, Carlos Zúñiga Segura, Jorge Rendón Vásquez, Gorki Tapia, Julio Carmona, Jimmy Calla Colana, Eduardo Arroyo,  entre otros colegas de Universidad Nacional Mayor de San Marcos, el Instituto Raúl Porras Barrenechea,  la Universidad Nacional Federico Villarreal,  la Casa Nacional de la Literatura, Prensa Popular-Perú, Villa El Salvador, entre otros compañeros y espacios populares-culturales.

A MODO DE REFLEXIÓN
UNA VIDA DE ACCIÓN

Raúl Isman, ha demostrado con el pasar del tiempo, no solo una valía como creador de distintos géneros sino también un gran trabajo de difusor social. Su redacción popular es leída por casi toda América Latina, amén de algunos países europeos. Pero qué hace que un espíritu como este siga empeñado en darnos noticias de aquí y de allá, dando las resonancias de lo que se piensa y se escribe en distintas latitudes, qué hace que un autor como él persista en el afán creativo: amor incondicional al acto de la escritura, amor a sus contemporáneos, foráneos. Raúl Isman sucede tanto en poesía como en narrativa y en ese desvelo anda en estos días de viajes, de multitudes, de entregas fraternales, de país en país. Mirando la zozobra en cada lugar, en cada mirada de viajero infatigable, en cada declaración apostando por esto  o por aquello, o simplemente reclamando lo que es preciso. Querido Raúl has ensanchado la labor social canalizándola en estética y en devenir. En tus manos queda parte del futuro, tu acción, nuestra acción, la difusión, una vida de acción. Plena toda tu acción.
 
--Mi gratitud a la colega catedrática Eldi Toro, por la generosidad de representarme el día de hoy, 9 de diciembre del 2014, en el Instituto Raúl Porras Barrenechea de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos de Lima,  fecha memorable para mi familia, pues coincide con nuestra vuelta del exilio político que sobrellevamos los Valcárcel Carnero, hecho que ocurrió la noche del  9 de diciembre  de 1956.

Nota.-


(1)   ORRILLO, Winston. Prólogo “Raúl Isman: Cuentos eróticos para leer en la cama”,  Capulí, Lima, 2014, p.4.

1 comentario:

  1. Amigos revista Libre Pensamiento, muy agradecida por el interés en mis textos, y en particular en éste. El colega Raúl Isman se pondrá contento.
    Abrazos fraternos. R.V.

    ResponderEliminar

Follow by Email

Seguidores

Páginas vistas en total