Portada de antigua versión de Revista Libre Pensamiento

sábado, 7 de enero de 2017

Cien años de la Revolución de Octubre

Cien años de la Revolución de Octubre

07/01/2017

Este año se cumple el 100 aniversario de la primera revolución de los parias de la Tierra. La revolución Soviética demostró que más allá del capitalismo había vida, que otro mundo era posible. 

A pesar de la caída de aquél modelo, el capitalismo ha demostrado que no tiene respuestas para satisfacer las necesidades fundamentales de la mayoría de la población mundial. Si habrá o no habrá nuevas experiencias de carácter socialista está por ver, pero desde mi punto de vista, trabajar por qué las haya es una tarea inaplazable. 

Como dijo Rosa Luxemburgo,"SOCIALISMO O BARBARIE".

A mi amada Rusia y a la REVOLUCIÓN DE OCTUBRE.

1917, Cien años después 

Crujió el eje de la Tierra 
Como la placenta de la Madre
Que en un parto redentor 
Estremeció al mundo. 

Inagotable Madre, llena de Madresitas,
En cada uno de los hambrientos corazones de paz, libertad y justicia. 

Una Madre blanca, negra, cobriza,
Asiática, Latina, Africana, India.
Una Madre en el viento oculto de la Estepa, en la Cordillera Andina, en la profundidad oceánica. 

Madre en la fábrica, en los campos plateados de la Patria Universal,
en el laberinto desconsuelo de los pobres, en la esperanza del amigo que nos llama.

Madre o Madresita, mi amada Madresita, de poetas humildes, de los músicos de los parques, de comedias callejeras...Madresita en el concierto humano del arte encarcelado que desangra y que toma la palabra y la lanza al cuello del opresor.

Mi amada Rusia, llena de cruces, en la primera guerra del capital, en la segunda guerra del Nazismo. Madre, en esta guerra global del Imperio decadente. 

Madresita que recorrias las calles en busca de tus hijos e hijas y tapabas tu llanto en los devastados prados, en el olor del centeno esparcido en el humo.

Madre, mi amada Rusia, qué puede ofrecerte este paria errante, a ti y a tus poetas, que hace cien años demostrasteis al capital que otro mundo era posible. 

Mi amada Madresita....mi memoria es tan campesina como mis padres, tan arcaica como las nieves de Siberia, tan vagabunda como el último poeta del campo. Qué puede ofrecerte un paria que la única dacha que tiene es la de su propio corazòn. 

Mi amada Rusia...mi Matria es Andalucía y comparto mi alma con el resto de pueblos de la Tierra; pero aquí estoy. También soy tu hijo,y como todo buen hijo, defiendo a mi Madre y aquella Revolución de Octubre. 

Desde Puerto Bayyana

http://www.tercerainformacion.es/opinion/opinion/2017/01/07/cien-anos-de-la-revolucion-de-octubre

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Follow by Email

Seguidores

Páginas vistas en total